¿Buscas una idea para incorporar el kale o col rizada en tus menús diarios? Aprende a cocinar este delicioso plato de kale al horno con huevos y queso, una receta fácil y saludable, rica en proteínas.

El kale o col rizada es un alimento cargado de nutrientes al que se le atribuyen numerosos beneficios para la salud. De hecho, está en todas las listas de súper alimentos saludables que todos deberíamos tener en consideración en nuestra dieta.



El kale es uno de los alimentos más ricos en nutrientes del planeta. Contiene muchas vitaminas, fibra, proteínas y minerales, y es bajo en calorías.

Comer kale es bueno para la salud

Diversos estudios han encontrado que el kale tiene muchos beneficios para la salud.

Por ejemplo, el kale ayuda a reducir el colesterol (lo que podría reducir el riesgo de enfermedad cardíaca).

Además, gracias a su alto contenido en Vitamina K, el kale ayuda a prevenir enfermedades del corazón y osteoporosis.

También se ha encontrado que el kale contiene muchas sustancias que ayudan a prevenir el cáncer, incluso a combatirlo.

Por otra parte, gracias a su alto contenido de luteína y zeaxantina, el kale ayuda proteger los ojos. En este sentido, muchos estudios han demostrado que las personas que consumen suficiente luteína y zeaxantina tienen un riesgo mucho menor de degeneración macular y cataratas, dos trastornos oculares muy comunes.

Receta: Kale al horno con huevos y queso

Esta receta de kale al horno con huevos y queso es una propuesta sabrosa y nutritiva, cargada de proteínas, muy fácil de hacer.

Kale al horno con huevos y queso Receta facil y rapida

Ingredientes (4-5 porciones)

  • 1 cebolla picada
  • 2-3 tazas de kale (col rizada) lavado y troceado
  • Media cucharadita de jengibre (mejor fresco, recién rallado)
  • 4-6 huevos batidos
  • 150 ml. de leche
  • Queso cheddar rallado (al gusto)
  • Sal
  • Pimienta
  • Aceite de oliva

Preparación (40-50 minutos)

  1. Precalentar el horno a 180 ºC.
  2. En una sartén, poner un poco de aceite de oliva y cocinar la cebolla hasta que se vuelva transparente.
  3. Retirar la sartén del fuego. Incorporar el kale y remover un poco.
  4. Agregar el jengibre y salpimentar.
  5. En un bol mezclar los huevos, la leche y el queso rallado. Incorporar el contenido de la sartén y mezclar.
  6. Colocar la mezcla en una fuente de horno. Hornear durante 25-35 minutos.
  7. Servir caliente.

Sugerencias

  • Aunque tardarás bastante más, puedes caramelizar la cebolla a fuego lento para darle más sabor al plato.
  • Puedes elegir la leche que prefieras, incluidas leches vegetales, leche de coco o leche evaporada.
  • Puedes utilizar otro queso diferente del queso cheddar o usar una mezcla de quesos a tu gusto.