¿Estás planeando una gran cena en la que el pescado es el plato principal y buscas un buen vino para acompañarla? El vino blanco es un maridaje clásico para los productos del mar, pero, ¿sabes qué debes tener en cuenta a la hora de comprar vino blanco para pescado como el que encontrarás en Grau Online

A continuación, te damos todas las claves para encontrar la opción perfecta para acompañar estos platos y convertir tus cenas y comidas en un triunfo seguro.

Maridaje de vino blanco con pescado

A la parrilla o a la plancha, al horno, en salsa, en escabeche, aderezados con hierbas aromáticas… El pescado es un alimento con infinidad de posibilidades culinarias, a cuál más deliciosa. Las propuestas gastronómicas elaboradas con estos productos del mar tienen un sabor más suave que el de la carne, por lo que, a la hora de elegir un vino para acompañar pescado, los expertos recomiendan decantarse por el vino blanco, más fresco y aromático que los tintos.

Sin embargo, para encontrar el mejor vino blanco para acompañar pescado es importante tener en cuenta las características de cada plato. ¿Te has decantado por un pescado graso, como el atún o el salmón? ¿Buscas un vino blanco para acompañar una rica merluza en salsa verde? ¿O quizás piensas preparar una sabrosa barbacoa de pescado? Sea cual sea tu menú, aquí te presentamos tres vinos blancos excelentes, con los que siempre acertarás:

Viña Mein 2018

Este vino joven, perteneciente a la denominación de origen Ribeiro, es una opción excelente si buscas un vino blanco para pescado, que combina especialmente bien con pescados blancos, como la lubina o el lenguado. La acidez y la frescura de los vinos jóvenes permiten realzar el sabor suave de estos pescados, además de resultar un maridaje fantástico para mariscos. 

Con Viña Mein 2018, te invitamos a probar un vino blanco fresco e intenso, con unos aromas irresistibles en los que el albaricoque o el melocotón se combinan con notas a jazmín, especias frescas o piñones.

Ekam 2019

Elaborado con Riesling y Albariño, Ekam 2019 destaca por su exquisito equilibrio, su acidez integrada y su intensidad aromática, en la que predominan las notas cítricas, florales y a fruta de hueso. Gracias a estas características, este vino Crianza, perteneciente a la denominación de Costers del Segre, resulta una elección infalible si quieres comprar vino blanco para pescado azul, como el atún, el salmón o la caballa. 

Los pescados grasos como estos requieren vinos más secos, con una buena acidez y un sabor más intenso, por lo que los vinos blancos con crianza representan un maridaje ideal.

Ramón Bilbao Edición Limitada Verdejo Lías 2018

¿Quieres agasajar a tus invitados con un plato gourmet, como una dorada a la espalda, una merluza a la marinera o un bacalao a la bilbaína? Para estos pescados de sabor intenso y elaboraciones con salsas más contundentes, te recomendamos apostar por un vino blanco Verdejo, como este magnífico blanco Crianza perteneciente a la D.O. Rueda. 

Ramón Bilbao Verdejo Lías 2018 te sorprenderá por su complejidad aromática, con notas de frutos secos enriquecidos con recuerdos de pastelería como resultado de su crianza en lías. En boca, este vino resulta fresco, largo y untuoso. ¡Un vino blanco para pescado absolutamente sublime!